El Arciprestazgo del Condado y Las Villas peregrina para alcanzar el Jubileo de la Misericordia

4 abril de 2016

400 fieles, del Arciprestazgo del Condado y las Villas, que aúna a las parroquias de Arquillos, Camporredondo. San Pablo, Castellar, Chiclana de Segura, Iznatoraf, Mogón, Montizón, Navas de San Juan, Santisteban del Puerto, Sorihuela del Guadalimar, Villacarrillo y Villanueva del Arzobispo peregrinaron el pasado sábado hasta la Seo de la Natividad de Nuestra Señora para alcanzar el Jubileo de la Misericordia.

La peregrinación se inició a las 10 de la mañana con un rato de meditación con exposición del Santísimo y con la celebración del Sacramento de la Penitencia en la Iglesia de San Ignacio, modelo de santidad para nuestro caminar.

A las 12 del mediodía, y tras el rezo del Regina Coeli en el arco de la puerta de Ubeda, junto al cuadro de la Encarnación, se inició la peregrinación para atravesar la Puerta Santa Jubilar. Durante la procesión, presidida por el Sr. Obispo, Don Ramón del Hoyo, hubo una parada en la iglesia de la Santa Cruz. Allí se recordó a los mártires actuales, contemplando los frescos de Santa Catalina y San Sebastián, que recuerdan «que quien pierda su vida la ganará». A continuación, la peregrinación siguió su curso hacia la Puerta Santa, al tiempo que se cantaban las letanías y se alababa al Dios de la Vida, al Dios de la Infinita y Divina Misericordia.

En la celebración de la Eucaristía, presidida por el Obispo de la Diócesis, también estuvieron presentes los párrocos de las distintas localidades congregadas a este Jubileo, así como otros sacerdotes de la Diócesis y el Vicario General, a la sazón, Deán de la Catedral de Baeza.

 

Durante su homilía, el Sr. Obispo quiso reflexionar en la fiesta de la Divina Misericordia: «¡Qué hermosa realidad de fe para nuestras vidas: la misericordia de Dios! Metamos bien en nuestro interior, a lo largo de todo este año jubilar, que es un amor tan grande, tan profundo el que Dios nos tiene, un amor que no decae, que siempre sujeta nuestra mano, nos sostiene en el camino hasta la puerta santa de la eternidad. Nos levanta, alimenta y nos guía hasta entonces». 

Además, el Obispo de la Diócesis, Don Ramón del Hoyo, quiso poner como ejemplo de fe al apóstol Tomás, ya que «es un acto de fe impresionante: “Señor mío y Dios mío”, palabras que hemos de poner en nuestro corazón y en nuestros labios muchas veces, sobre todo en la elevación de la Sagrada Hostia y el Cáliz después de su consagración en la Santa Misa».

La Eucaristía concluyo con la lectura del siguiente manifiesto como expresión y deseo de querer seguir celebrando de este modo el jubileo.

MANIFIESTO

En plena celebración del año jubilar de la misericordia convocado por el Papa Francisco, manifestamos nuestra máxima gratitud al Señor rico en Misericordia; y lo manifestamos solemnemente este domingo de la Octava de Pascua, domingo de la Divina Misericordia, con el único deseo de ser misericordiosos como nuestro Padre Celestial es Misericordioso.

Junto al Santo Padre nos unimos para gritar “misericordia quiero y no sacrificio” como escribió el evangelista Mateo. Manifestando con claridad la necesidad de experimentar primero la misericordia para posteriormente poder anunciarla. De esta manera manifestamos dos deseo:

  1. Vivir en nuestras comunidades el Perdón: Señalando como primordial forma de vida la conversión, concretada en la celebración del sacramento de la reconciliación. Para ello cada parroquia manifiesta tener el compromiso de un horario disponible y concreto, visible para esta celebración.
  2. Anunciar valientemente este amor a los demás con nuestras obras de misericordia, poniendo nuestro acento en los más pequeños, mediante la catequesis; en los pobres, mediante nuestros grupos de caridad, corrigiendo nuestras prácticas parroquiales en todo aquello que no potencie ni desarrolle esta labor; en los enfermos, promoviendo la oración y las visitas más frecuentes, por y con ellos.

Manifestamos nuestra repulsa a las heridas de este mundoy manifestamos nuestro compromiso dentro de nuestra posibilidades en colaborar y ayudar a nuestros hermanos más necesitados, allí donde se encuentren.  A la vez, rezaremos de un modo especial nuestros hermanos perseguidos por ser misericordiosos como nuestro Padre Celestial es Misericordioso. Por último, manifestamos como el Santo Padre, que la mejor imagen es la de Virgen María; “Misericordia encarnada” “icono de una Iglesia que evangeliza porque es evangelizada”.“Por este motivo, este año podremos nuestra mirada en aquellos santuarios que más cerca estén de nuestras comunidades parroquiales.  Manifestando nuestro amor a la nuestra Madre con el rezo del rosario y peregrinando a estos lugares de manera comunitaria y personal.

Compartir:

OTRAS NOTICIAS

Sr. Obispo
Don Sebastián participa en la reunión de obispos de la provincia eclesiástica

Don Sebastián participa en la reunión de obispos de la provincia eclesiástica

Los obispos de la Provincia Eclesiástica de Granada se han reunido, este martes, en el Seminario Mayor Diocesano “San Cecilio”. Presididos por el arzobispo metropolitano de Granada, Mons. José María Gil Tamayo, con esta reunión van concluyendo los encuentros periódicos que durante el curso se realizan.
Baeza de la mano de María al Jubileo de 2025

Baeza de la mano de María al Jubileo de 2025

Baeza vive 24 horas de oración con la Virgen del Alcázar, preparando así los corazones para vivir el Jubileo de 2025. Tras un recorrido de la Santísima Virgen por la ciudad Baeza, con numerosas paradas, llegaba de nuevo a la parroquia de San Andrés, donde presidía la Eucaristía el Obispo.
El 22 de junio se celebrará la Asamblea diocesana, antes, la Diócesis quiere conocer el trabajo de este año en las parroquias

El 22 de junio se celebrará la Asamblea diocesana, antes, la Diócesis quiere conocer el trabajo de este año en las parroquias

Ya se ha puesto fecha a la tradicional Asamblea diocesana. Momento de comunión de toda la Diócesis, en la que, como cada año, se examinará el trabajo de cada parroquia en torno al Plan de Pastoral y se asentarán las bases de trabajo para el próximo curso.
Doce adolescentes reciben el Sacramento de la Confirmación en la parroquia de San Bartolomé de Jaén

Doce adolescentes reciben el Sacramento de la Confirmación en la parroquia de San Bartolomé de Jaén

El pasado 21 de mayo, la comunidad parroquial de San Bartolomé de Jaén vivimos una jornada marcada por la fiesta, la alegría, la esperanza, pero, sobre todo, por el Espíritu Santo. Doce chicos y chicas recibían el Sacramento de la Confirmación de manos de nuestro Obispo, Don Sebastián Chico Martínez.
© 2022 Diócesis de Jaén
Accesibilidad
logo