Los niños de Bailén unen sus manos con motivo de la Jornada Mundial de Manos Unidas

El pasado domingo, 11 de febrero, en el que tenía lugar la Jornada de Manos Unidas, los niños y adolescentes de las tres parroquias de Bailén se reunieron en la iglesia de La Encarnación para celebrar la fiesta de Manos Unidas.

La jornada comenzó a las 11.00 de la mañana con la celebración de la Eucaristía en la que mayores y niños participaron con los cantos de la misa “De otra manera”. Llegado el momento de las ofrendas, los chicos y chicas presentaron ante el altar sus huchas-casas-del-compartir en las que habían ido recaudando dinero la semana anterior. Más de quinientos niños asistieron a la celebración eucarística, acompañados por sus padres, abuelos y catequistas.

Después de la Misa, divididos en catorce grupos, fueron recorriendo diversas plazas de la localidad para participar en juegos tematizados con el lema de la campaña de Manos Unidas de este año: “Comparte lo que importa”. En estos lugares se ubicaron puestos de venta de merchandising de Manos Unidas y de cajas de caramelos que los mismos niños habían confeccionado y aportado para recaudar fondos.

La fiesta acabó en el atrio de la Iglesia con un canto y el aplauso de los asistentes, que se sintieron todos ganadores, pues, aunque los juegos parecían una competición en que la que solo un equipo saldría ganador, nos dimos cuenta de que todos habíamos ganado, puesto que al compartir, todo lo que hemos recogido es para ayudar a los hermanos que carecen de lo necesario.

Galería Fotográfica: “Jornada de Manos Unidas 2018 en Bailén”

Compartir: