El claustro de profesores clausura el curso en el Seminario Diocesano de Jaén

     Termina el curso lectivo y en el Seminario Diocesano de Jaén, como todos los años por estas fechas, se ha celebrado el claustro final de curso que ha congregado a los docentes de este centro, presididos por el Sr. Obispo de Jaén, D. Ramón del Hoyo. Previamente a la celebración de este último claustro del presente curso lectivo, tuvo lugar la sesión de evaluación de los diversos cursos.

     El claustro comenzó con la oración inicial y la lectura del acta de la reunión anterior por parte del secretario, D. Luís María Salazar, que fue aprobada posteriormente. Tomó la palabra el rector del Seminario, D. Carmelo Zamora, para agradecer a los profesores su esfuerzo a lo largo del curso que culmina. Tras repasar los acontecimientos eclesiales más importantes de este curso pastoral, se refirió a la “pertinaz sequía vocacional que parece haberse instalado en nuestra diócesis” y que debe encararse con el esfuerzo renovado por parte de todos los miembros de la Iglesia diocesana en la promoción de las vocaciones desde “la esperanza y la ilusión”.  D. Carmelo también hizo referencia a las actividades más importantes que se han realizado durante el curso en el Seminario. 
     Posteriormente se propusieron temas para ser tratados tanto en la lección inaugural para el curso 2013/14 como en las jornadas culturales de Santo Tomás de Aquino del próximo curso.
     Tras varias informaciones del jefe de estudios, D. Juan Jesús Cañete, tomó la palabra el Sr. Obispo D. Ramón del Hoyo, para agradecer a los profesores su trabajo durante este curso. El prelado insistió en la seriedad y rigor de los estudios que se imparten en nuestro Seminario y tocó el tema de la pastoral vocacional comentando que tenía que tener dos pilares principales: la familia y la santidad del clero. Recordó que el próximo curso, dentro del plan diocesano de pastoral, se abordará la pastoral vocacional como objetivo prioritario. 
 
Compartir: