Abierto el plazo de matriculaciones 2019

Como cada año, la Delegación diocesana de Enseñanza anima a los padres de alumnos, así como a los alumnos a matricularse en Clase de Religión.

Para promover esta campaña, las Delegaciones de Religión de Andalucía han encargado el cartel informativo, al dibujante malagueño, Patxi Fano, como ya hicieran en años anteriores.

En esta ocasión, Fano ha elegido como lema de la campaña: “Clases de Religión: ‘Espacio de Crecimiento'”. Una maceta en la que están los niños, es regada por unos padres con el agua viva que es Cristo. Fano interpreta con este dibujo que a través de la Clase de Religión, se colabora con las familias en su tarea educativa de hacer crecer a los hijos. Jesús es el agua viva, que da vida y hace crecer en plenitud a quienes se dejan regar por Él. En el cartel también aparecen niños y niñas alegres que crecen bajo la sombra de las virtudes del Evangelio. Las  Clases de Religión crean un espacio de encuentro, reflexión, alegría y paz. Y por último, el profesorado de Religión es instrumento y cauce. Lleno de agua, de vida interior, se inclina y sirve a las familias, a las familias y a Jesús.

A pesar de las dificultades por las que pasa la enseñanza de Religión, el 62% de los alumnos han elegido cursar la asignatura de Religión Católica en este curso 2018-2019.

La enseñanza religiosa escolar forma parte del derecho de los padres a educar a sus hijos según sus convicciones religiosas, derecho que es atendido subsidiariamente por la Escuela y el Estado, según prevé la Constitución española.

Los obispos de la Comisión de Enseñanza invitan a los padres a defender su derecho a educar a sus hijos según las convicciones religiosas y morales que ellos elijan. Al mismo tiempo, agradecen y animan el trabajo de los profesores de religión quienes, con su trabajo facilitan a los jóvenes el conocimiento de las raíces cristianas de la sociedad y proponerles un significado de la realidad y de la propia existencia.

Compartir: