Los sacerdotes de Jaén celebran un retiro espiritual en Almodóvar del Campo

20 marzo de 2013
     Pasaban unos minutos de las 8.30 de la mañana cuando partía de las puertas del Seminario diocesano el autobús que llevaba a los sacerdotes que iban a realizar su retiro de cuaresma anual, en Almodóvar del Campo, pueblo natal de San Juan de Ávila, patrón del clero español y reciente Doctor de la Iglesia. Después de  una breve parada en Bailén, para recoger a los hermanos de la zona y, el rezo de laudes, llegamos a Almodóvar donde nos recibió su párroco, don Juan Carlos Torres Torres, en la iglesia del Carmen, sede de la patrona del pueblo. Ante los pies de la Señora, nuestro Obispo oró por todo el presbiterio diocesano y, con el rezo del Ángelus y,  el cántico del Magníficat, nos dirigimos a la casa natal del santo.
     Don Manuel Tendero, profesor del seminario de Ciudad Real, nos habló de San Juan de Ávila, hombre de fe. El sacerdote, hombre de fe. 

     Nos recordó que la fe es cuestión de discipulado… Nos lanzaba una pregunta: ¿somos buenos discípulos? Se detuvo en las tres dimensiones de la fe, según san Agustín:” crédere in Deo, crédere Deo, crédere in Deum.     
     Profundizó en el concepto de fe, según Dei verbum, 5:
      La fe es respuesta, que lleva a la escucha de la Palabra, que se hace realidad en la entrega, desde la libertad y la gratuidad, con la fuerza de la gracia… ¿Dónde me encuentro en esta peregrinación creyente? ¿Qué relación existe entre mi fe y la fe de la Iglesia?…
Comentando el pasaje de Marta y María nos dijo: “Ponte a los pies del Señor y escucha…”.Para acabar con la petición de todos los creyentes que hemos de repetir si cansarnos:” Señor, auméntanos la fe…”
     Agradecemos a don Manuel el que nos ayudara tanto para introducirnos después en un rato largo de oración personal.
Los sacerdotes pudieron orar en la Cueva de las Penitencias, donde el maestro Ávila descubrió su vocación y en el Oratorio, donde se veneran las reliquias del Santo, signos de su gran ardor por predicar la Palabra (mandíbula) y del peregrino que llevó la Buena Nueva por los caminos de España, en especial, de nuestra querida Andalucía (hueso  de la tibia).
     En la iglesia parroquial, donde fue bautizado el santo y donde celebró su primera misa. En el lugar donde, queriendo ser solo de Dios y para Dios, se desprendió de todos sus bienes, dándolos a los pobres, celebramos la Eucaristía, presidida por nuestro obispo, don Ramón del Hoyo López y concelebrada por los sacerdotes y el obispo emérito de Cádiz-Ceuta, nuestro querido don Antonio Ceballos Atienza.
     Cantando el himno a san Juan de Ávila, apóstol de Andalucía y patrón del clero español, concluimos la eucaristía. Pasamos de la mesa de la Palabra y del Cuerpo y la Sangre del Señor, a compartir la comida en un clima de fraternidad y alegría…
     Por la tarde, visitamos,  en la Casa de la Marquesa, la Casa de la Cultura de Almodóvar, la exposición sobre el itinerario espiritual de san Juan de Ávila. Allí, a través de mensajes audiovisuales, líneas de tiempo e imágenes,  pudimos seguir “al que sigue al Señor”, ver nuestra vida reflejada en la del Santo y sentir que lo que a él le ocurrió es lo mismo a lo que nosotros estamos llamados.
     Acabamos nuestra peregrinación en la Casa Natal de San Juan Bautista de la Concepción, el santo chico, como se le conoce popularmente. En la capilla oramos, de nuevo, por el presbiterio de Jaén y, de un modo especial, por nuestros hermanos sacerdotes enfermos. No podíamos olvidar al Colegio Cardenalicio y al Conclave que, nos daría un nuevo Pedro. Cuando se escribe esta crónica es el Papa Francisco. ¡Demos gracias a Dios! 
     A las 6 de la tarde, cogíamos el autobús de regreso a casa, con el corazón rebosante de agradecimiento. Gratitud al Señor, por regalar a su Iglesia al Doctor Juan de Ávila, a la comunidad cristiana de Almodóvar del Campo, con su párroco, a la cabeza, a los guías, a Alberto, que ha sido nuestro reportero gráfico…y a todos los que han hecho posible que el Señor derramara abundantemente su Gracia en los sacerdotes que, en este Año Jubilar, hemos realizado nuestro retiro de cuaresma, peregrinando por los caminos que el Santo anduvo.
     Después del rezo de vísperas comunitario, cada uno hizo silencio interior para escuchar a su Señor que tenía mucho que decirle y para hacer la gran petición: “SEÑOR, AUMENTANOS LA FE…” 
 
    
 
Compartir:

OTRAS NOTICIAS

Clero
Ejercicios Espirituales para sacerdotes

Ejercicios Espirituales para sacerdotes

La Delegación Episcopal para el Clero organiza dos tandas de Ejercicios Espirituales para sacerdotes en noviembre y en febrero. Ya está abierto en plazo de inscripción de estos Ejercicios que se desarrollarán en la Casa de la Yedra.
Convivencia y formación para los sacerdotes jóvenes

Convivencia y formación para los sacerdotes jóvenes

El grupo de jóvenes presbíteros de nuestra diócesis nos hemos reunido estos días en la Casa de Espiritualidad San Juan de Ávila, en la Yedra, para tener tres días de convivencia y formación. Este encuentro fue propuesto por nuestro Obispo, D. Sebastián, quien ha participado, tambié, de este encuentro y así  apoyar y hacer crecer […]
La conversión pastoral y la juventud, ejes fundamentales del Plan Pastoral para este nuevo curso

La conversión pastoral y la juventud, ejes fundamentales del Plan Pastoral para este nuevo curso

La Casa de la Iglesia de Jaén fue el primero de los cinco lugares donde, a lo largo de estas semanas, se va a presentar el plan de trabajo para este curso pastoral, que lleva como lema una frase inspirada en el libro de Isaías: «Algo nuevo está brotando, ¿no lo notáis? (Is 43,18)».   Dos […]
Acogida a nuestro nuevo párroco «in solidum» de la Inmaculada y San Pedro Pascual de Jaén

Acogida a nuestro nuevo párroco «in solidum» de la Inmaculada y San Pedro Pascual de Jaén

El pasado lunes, 12 de septiembre, D. José Navarrete Ochoa -Vicerrector del Seminario Diocesano de Jaén, Delegado de la Pastoral Vocacional y Subdelegado de la Delegación de Infancia y Juventud- inició su ministerio pastoral en nuestra parroquia de la Inmaculada y San Pedro Pascual de Jaén. Tres autobuses llegaron desde Cambil, Arbuniel y Sabiote para […]
© 2022 Diócesis de Jaén
Accesibilidad