María Teresa Carrasco Montoro, Jueza de Menores, imparte la segunda conferencia en el 25 aniversario del COF

Ayer, día 25 de mayo de 2022, a las 20:30 horas, tuvo lugar en el Seminario Diocesano de Jaén, la segunda jornada de conferencias organizadas por el Centro de Orientación Familiar en honor a la familia, y con motivo del 25 Aniversario de su Fundación. La ponencia fue impartida por Doña María Teresa Carrasco Montoro, Jueza de Menores y del Juzgado de Instancia número 6 y de Familia de Jaén, y llevaba por título La importancia de la Familia en el desarrollo integral del menor: visión desde el Derecho de Familia y el Derecho del menor. Prevención y reeducación. En la misma intervinieron como moderador de la Jornada, Don Víctor García Gómez, veterano orientador Familiar del Centro desde sus comienzos, y como presentadora, Doña Soledad Gay Anguita, letrada, mediadora familiar, y asesora jurídica del Centro de Orientación Familiar.

Tras la calurosa acogida de Doña María Teresa, por más de una treintena de asistentes, nuestra Jueza de menores brindó una clase magistral sobre los mecanismos de intervención judicial en los menores de edad que han cometido alguna infracción tipificada en el código penal, diferenciando entre las distintas responsabilidades de los mismos según las edades, según la gravedad de las infracciones cometidas, y las posibles medidas a aplicar según las circunstancias concretas de cada caso, pues como es bien sabido, el entorno, la familia, y la educación recibidas, son pilares y prisma del desarrollo, posible reinserción, y perspectivas de futuro de nuestros jóvenes.

Trató con absoluta delicadeza, respeto, humanidad, sencillez y claridad, la importancia de la familia en la formación de la personalidad de los hijos, en el cumplimiento de las medidas impuestas por resolución judicial, en la reinserción efectiva, y en la posibilidad de tomar distancia de los riesgos sociales a los que por múltiples circunstancias se encuentran expuestos, prácticamente a diario, y de manera, por desgracia, habitual.

Habló de la esperanza que ha de primar en el ámbito judicial sobre este colectivo, sobre la infraestructura socioeducativa y judicial con la que cuentan los distintos procesos penales para tratar de acompañar al menor infractor en el proceso de reinserción, y del respeto que con cada una de las medidas adoptadas, se pretende inculcar, explicar, y por supuesto, recibir.

Explicó el concepto de la unidad familiar como el núcleo esencial, primario e indispensable para minimizar la exposición de nuestros menores a las posibles infracciones, asociadas en múltiples ocasiones a la formación deficiente, al ocio indebido por falta de motivaciones, y al consumo de estupefacientes o sustancias psicotrópicas. Transmitió una experiencia profesional y personal repletas de conocimiento legal, pero a su vez marcadas por la humanidad y la Fe en que la reinserción es posible, y que el cambio comienza, aún hoy más que nunca, en el seno de cada una de las Familias que conformamos esta Sociedad.

Fue, en definitiva, una Conferencia Magistral, impartida por una magistrada comprometida, con auténtica vocación humanizadora.

COF-Jaén

Compartir: