Jornadas de formación de seglares y religiosas sobre el nuevo Misal Romano

Ante la tercera edición del Misal Romano en lengua española, la Delegación Diocesana de Liturgia ha organizado unas jornadas de formación destinadas a seglares y religiosas.

Así, el pasado miércoles, 18 de enero, la Casa de la Iglesia de Úbeda acogía la conferencia «Celebrar la Eucaristía con la nueva edición española del Misal Romano», a cargo de D. Antonio Lara, Delegado de Liturgia de la Diócesis.

Ayer, esa misma conferencia tenía lugar en el Seminario Diocesano.

Durante su ponencia D. Antonio Lara explicaba que la nueva edición del Misal Romano contiene la traducción oficial en lengua castellana del Missale Romanum promulgado el 3 de abril de 1969 por el beato Pablo VI, cuya tercera edición típica apareció en 2002 y con algunas modificaciones hechas en 2008. “Por tanto, no estamos ante un nuevo Misal, sino ante una nueva edición del ya existente”, insistía

Asimismo, Lara aseguraba que “el Misal es, después del Leccionario de la Palabra de Dios, el libro litúrgico más importante”.

Con ocasión de la tercera edición se hacen efectivas y obligatorias las modificaciones introducidas en su momento por el Papa Benedicto XVI, como la inclusión del nombre de San José en las plegarias eucarísticas II, III y IV y la traducción de las palabras «pro multis» como «por muchos».

El Delegado de Liturgia explicaba, también, que una de las principales novedades es la revisión de la traducción existente, en rigurosa fidelidad a la edición típica latina, primando el criterio de la fidelidad y la literalidad.

Nuevas aportaciones

D. Antonio Lara destacaba, igualmente, algunas de las aportaciones de esta edición.

Por ejemplo, en cuanto a la ordenación general del Misal Romano se refería a la recomendación a los sacerdotes de la celebración diaria de la eucaristía; o al gesto de los fieles durante la consagración, que deben estar de rodillas, a no ser que lo impida la enfermedad o alguna causa razonable “de manera que quienes no se arrodillen harán una profunda inclinación mientras el sacerdote se arrodilla después de ella”, subrayaba.

Sobre el propio y el común de los santos explicaba que el Misal ya contiene el prefacio de las fiestas de Santa María Magdalena y se han añadido las oraciones para las memorias de San Juan Pablo II y San Juan XXIII.

También destacaba, entre otras, las modificaciones en los textos bíblicos. Así, aseguraba que esta edición del Misal contiene el texto bíblico de la versión oficial de la Conferencia Episcopal Española de la Sagrada Biblia, “en las antífonas de entrada y comunión y en los pocos textos bíblicos que recoge el Misal de forma literal”, señalaba.

Galería fotográfica: “Conferencia a seglares y religiosas sobre el nuevo Misal Romano”

Compartir: