Fiesta de San Juan de Ávila en el Seminario Menor

Seminario Menor     En este primer curso de andadura del Seminario Menor de San Juan de Ávila, los seminaristas menores –juntamente con los superiores– hemos preparado y celebrado con mucha ilusión la fiesta de nuestro titular. Sabemos que en el Maestro de Andalucía tenemos un ejemplo luminoso de vocación sacerdotal y de una vida entregada a la evangelización. También sentimos su intercesión y su apoyo en nuestro día a día.

     Comenzamos las celebraciones el domingo 9 de mayo. A las 7,30 de la tarde, en la víspera de su fiesta, celebramos la Eucaristía. Esta ceremonia fue un signo de encuentro y de unión, pues se dieron cita no sólo los seminaristas menores junto a sus familias, sino también todo el Seminario Mayor en pleno –junto a sus superiores–, los párrocos de los seminaristas menores, los profesores de los institutos donde van a clase, los profesores que les ayudan en el estudio de la tarde y el personal de servicio. Todos jubilosos de poder celebrar esta Eucaristía y de dar gracias a Dios por el gran apoyo que está teniendo el Seminario Menor para la formación de los adolescentes que están en él, los cuales son los que día a día van haciendo realidad esta institución en la Diócesis.
     Acabada la Eucaristía, pasamos al comedor del Seminario, donde pudimos disfrutar de un abundante tapeo, que hizo posible un diálogo ameno con todos, una convivencia estrecha donde muchos se conocieron y otros estrecharon vínculos con vistas al mayor bien de los seminaristas, los cuales disfrutaron mucho en esos momentos.
     La tarde del lunes, día 10 de mayo fue totalmente lúdica. En primer lugar, se congregaron adolescentes y jóvenes de distintos sitios: del Colegio “Divino Maestro” y del I.E.S. “Fuente de la Peña” (compañeros de los seminaristas), miembros del Centro Vocacional “Manuel Aranda” o de la misma ciudad de Jaén. Las actividades se iniciaron con un campeonato de fútbol a las 5 de la tarde, con 5 equipos de seis jóvenes, donde durante una hora nos íbamos clasificando para la final; esta actividad nos permitió conocernos mejor unos a otros. A continuación, a las 6 de la tarde, tomamos una merienda, en la que nos alegramos mucho y pasamos un rato muy divertido. Después, con nuestro Rector, hicimos una visita a todo el edificio de la Residencia Sacerdotal y del Seminario, para que los que asistieron conociesen dónde vivimos y cómo es nuestra vida en comunidad. Finalmente, sobre las 7 de la tarde, en el Salón de actos, el Delegado de Comunidad (Daniel Serrano) presentó el Seminario Menor a los que estaban congregados y fueron entregadas medallas al equipo ganador del campeonato de fútbol.
     En este primer año en que preparamos estas celebraciones, los seminaristas menores –junto a nuestro Rector– queremos decir, en especial a todos los jóvenes, que se puede disfrutar un montón conociendo a Jesús y queremos darle gracias a Él porque nos ha querido elegir para seguir su camino, el camino que tiene proyectado para cada uno. Animaos a plantearos qué quiere Jesús de vosotros… Aquí está el Seminario Menor, por si algún joven quiere pensárselo en este ambiente de comunidad tan agradable…
     ¡GRACIAS A TODOS!

     Ver fotos de las Fiesta

Compartir: