El Adoremus de mayo centra su reflexión en el Sínodo de los Jóvenes de 2018

Como cada último viernes de mes los jóvenes se reúnen en el convento de las Bernardas de Jaén en el Adoremus. En el de mayo no hubo, como en otras ocasiones un testimonio concreto, sino que fue la ocasión idónea para que el Delegado de Juventud, D.  Manuel Ángel Castillo Quintero, presentara y explicara lo que la Iglesia y el Papa están pidiendo a los jóvenes.

El año que viene se celebrará un Sínodo, con el tema de: los jóvenes, la fe y el discernimiento vocacional, la Iglesia quiere saber la opinión de los jóvenes, por eso se ha enviado un cuestionario desde la Delegación de Juventud de Jaén para recoger la opinión, en particular de los jóvenes de nuestra Diócesis.

También aprovechó para animar para la actividad que organiza la Delegación para este verano: El Camino de Santiago, siendo esta una experiencia fuerte, única y enriquecedora para los jóvenes. A continuación celebramos la Eucaristía presidida por el Delegado de Vocaciones y Vicerrector del Seminario diocesano, D. Juan Carlos Córdoba, y seguidamente un momento especial con la adoración al Santísimo, donde los jóvenes que quisieron, pudieron acercarse al Sacramento de la reconciliación. Para terminar un aperitivo que nos preparan las religiosas con mucho cariño todos los meses.

Grupo de Jóvenes del Adoremus

Galería Fotográfica: “Adoremus. Mayo 2017”

Compartir: